15 diciembre 2005

Ninguna reencarnación en un toro

Realmente no sé desde cuando se lleva celebrando las corridas de toros, pero lo que si es cierto es que es una tradición centenaria. Si a la cantidad de años que se lleva celebrando, le sumamos que todas las ferias de España y unas cuantas de Sudámerica celebran corridas, y que en cada corrida se torean 6 toros 6, llevamos un montón de toros. Y lo que nunca ha ocurrido es que un toro sea tan listo, como para ver que cuando se le acerca el banderillero con las banderillas se las va a hincar y liarse a correr por la plaza para esquivarlo, o no dejarse engañar por el capote de color rojo, por ejemplo.
Lo que quiero decir, es que no han mostrado cualidades de comportamiento puramente humano como es el engaño o la picaresca, por lo que eso que dicen algunas religiones de que cuando te mueres te vas reencarnando en otro ser vivo hasta que alcanzas el cielo, no se ha dado el caso de que alguien se haya reencarnado en un toro. O por lo menos no ha habido una evidencia claramente palpable, porque si yo me reencarnase en un toro, y me llevaran a los sanfermines, cuando se juntan en el callejón todos los mozos, es que me inflaba de darle cornadas, y cuando me mostraran el capote rojo pasaría de ellos, y yo a mi tarea de dar cornadas. O si me estuvieran toreando, al primer pase que me diera el torero me iba directamente a por él. Si de todas maneras me iban a matar.
Por ello deduzco que a día de hoy no se ha reencarnado ningún alma en la de un toro.

1 Comments:

Anonymous Dusk said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

3:11 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home